Portada del sitio > Global > Breve glosario acerca de la crisis: sobre finanzas, especulación y otros (...)

Manuel Sutherland*
Indymedia Euskal Herria 17 noviembre 2010

Breve glosario acerca de la crisis: sobre finanzas, especulación y otros detalles

Jueves 18 de noviembre de 2010, por Redacción

"Debemos emprender activamente la labor de educación política de la clase obrera, de desarrollo de su conciencia política" [1] - Lejos de ser exhaustivo, se presenta un diminuto glosario relacionado a la explicación que hay detrás del funcionamiento financiero en el capitalismo. Acá abordaremos lo que pocas veces se dice y lo que tratan de ocultar los que aspiran vendernos a los explotadores como inocentes víctimas del destino.

( imagen: edificio de la Bolsa de Bilbao )

· Finanzas: Sector económico relativo a las cuestiones bancarias, bursátiles y a los grandes negocios mercantiles. Se preocupa por administrar flujos monetarios indispensables para el capital de la empresa.

Lo que no nos dicen: Las finanzas no son todo el sistema capitalista, ni su corazón. Usando una frase de Henri Houben, las finanzas son apenas la piel del sistema capitalista, su parte fenoménica. En las finanzas No Hay Creación de valor nuevo. En las finanzas no hay producción de riquezas nuevas como en la industria o en el agro. En las finanzas todo trabajo es improductivo, allí sólo se recicla la plusvalía que los capitalistas no logran reinsertar en el proceso productivo, por las dificultades (debido a la sobreproducción) que existen para valorizar el capital. En las finanzas los capitales van rodando de mano para tratar de hincharse a costa de otro. Crecen básicamente de dos formas:

1. Con la compra de acciones a una empresa que usa ese dinero para invertirlo en la economía real y extraer la plusvalía necesaria para cubrir el valor y el interés que genera el título.

2. Con la mera y más salvaje especulación. Así, la casi totalidad de agentes económicos compran acciones, bonos o divisas para venderlas apenas suban de precio y así ganarse un diferencial, conceptualizado como ganancia especulativa. La persona que compró 100 dólares EEUU a 430 Bs. espera venderlos a un precio mayor al que pagó. La ganancia que se obtiene allí es por enajenación, es decir, lo que pierde uno es lo que gana el otro; de esa forma, lo que hacen es arrebatarse de acuerdo al azar especulativo, dineros producidos por el trabajo de millones, que van a parar al bolsillo de pocos. En ese juego, los grandes financistas (por su mayor cuantía de capital, su más completa información y contactos) arruinan a los pequeños capitales financieros y se apropian, sin trabajar, de sumas fabulosas. En el mundo, en 1998, el mercado de divisas era 50 veces más grande en volumen que el tamaño del comercio y la inversión internacional (B. Jetín, La Tasa Tobin). Según el Banco Internacional de Pagos, cerca del 75% de las transacciones financieras realiza su ciclo de compra y venta en menos de 2 semanas, y un 40% lo realiza en menos de 3 días.

· Casa de Bolsa: es una organización privada que brinda facilidades para que sus miembros introduzcan órdenes y realicen negociaciones de compra-venta de valores, tales como acciones de sociedades o compañías anónimas, bonos públicos y privados, certificados, títulos de participación, etc.

Lo que no nos dicen: En las casas de bolsas se realizan transacciones en las cuales se traspasan, de mano en mano, cantidades de trabajo que han sido expropiadas en formas de plusvalía. Así, decenas de personas con escasa información de fábricas o plantaciones deciden, por medio de la especulación, el destino de millones de trabajadores al desviar fondos de un lado a otro. Así, jugadas de financieras dejaron a varios accionistas de la empresa World Com millonarios y, a la vez, arruinaron a miles de ahorristas y dejaron sin empleo a cerca de 20 mil familias. En la bolsa de valores, se teje una inmensa red de corrupción donde las grandes corporaciones dominan a las firmas calificadoras de riesgo para que realicen todo tipo de tretas contables, a fin de estafar a millones de personas. La falsificación de balances financieros de la empresa Enron (una de las quiebras más grandes de la historia), hecha por la calificadora Anderson es apenas una muestra de lo que son capaces.

· Casas de Cambio: es una organización o centro que permite a los clientes cambiar una divisa por otra.

Lo que no nos dicen: Son otra organización meramente especulativa, cuya finalidad es vender las divisas caras y comprarlas baratas, es decir, extraer por enajenación una ganancia especulativa. Viven de lo que le pueden quitar al usuario, ese margen constituye su ganancia. En Venezuela, a raíz del control de cambio y las dificultades expresas para conseguir divisas, las casas de cambio emprendieron una oleada de negociaciones fraudulentas: suplantación de identidad, falsificación de firmas, declaraciones patrimoniales falaces y un muy largo etc. con el fin de adquirir divisas. En esa inmensa red de trampas y estafas, lograron sobornar a muchos funcionarios, engañar a amas de casa y timar a empleados de bajo rango que ahora están en la cárcel.

· Crisis Financiera vs. Crisis sistémica del capital: para la burguesía la crisis de 1929, 1974, 2008 y etc. son crisis financieras. Particularmente la crisis de 2008-2009, la catalogan como un fenómeno que se ciñe al ámbito de las bolsas de valores. Así, la crisis fue causada por la irresponsabilidad de aventureros y alocados inversionistas que querían ganar mucho dinero muy rápido. La crisis ­-dicen- se debe a la falta de confianza de los inversionistas y por falta de regulación estatal en las finanzas. La solución es devolver lo que catalogan como confianza, para que los inversionistas regresen al mercado y todo se solucione. Esta explicación la machacan los inefables encorbatados (Alberto Padilla en CNN) que en televisión hablan de lo que no pueden explicar.

Lo que no nos dicen: la realidad de la crisis es que el derrumbe financiero es apenas una expresión de una profunda crisis sistémica del capital, en la cual, los derrumbes sólo son expresiones cíclicas de un colapso paulatino y del caos del sistema capitalista en todos sus escenarios: social, político y ético. La causa central de la catástrofe capitalista estriba en la sobreproducción devenida de la anarquía en la producción, que se manifiesta en el juego avaricioso de la búsqueda de la máxima ganancia. Esto, a su vez, se sustenta por las dos contradicciones cardinales del sistema:

1. La producción, cada vez más socializada, de mercancías versus la apropiación privada más concentrada del resultado de la venta de las mercancías.

2. La depauperación relativa y absoluta de la clase trabajadora (y a la vez consumidores en masa). Esto arruina a las empresas y atiza el desempleo.

Prueba de lo anterior es que al estallar los inicios de la depresión en 2008, la producción industrial mundial decreció en 20%, la venta de autos bajó un 25% y la de acero en un 30% [2]. Salvo WorldCom que quebró en el 2002, en el año 2008 se han dado las 3 quiebras más grandes de la historia de Estados Unidos: Lehman Brothers (2008), Washington Mutual (2008), y General Motors (2008) [3]. La bancarrota de CIT (2009) se unió a este clan para ser la quinta quiebra más grande de la historia.

· Inflación: La inflación se define como el aumento continuo y generalizado del nivel general de precios de los bienes y servicios (ByS). Cuando hablamos de nivel precisamente nos referimos a una canasta que consta de los ByS considerados más significativos.

Lo que no nos dicen: Es que la inflación hace que haya que pagar más dinero (es decir entregar más horas de nuestro trabajo) para adquirir la misma cantidad de ByS, lo cual, no hace más que aumentar los niveles de explotación que sufre el proletariado, al eventualmente tener que trabajar más para recibir lo mismo, o incluso menos. Los procesos inflacionarios afectan más al proletariado que no tiene cómo refugiarse de la inflación, debido a que no puede comprar divisas, oro o propiedades inmobiliarias que le permitan mantener el valor de sus ingresos. Los procesos de inflación son útiles para los explotadores en aras de abaratar la fuerza de trabajo, es decir, pagar menos salario por la misma cantidad de trabajo. Así, se puede relanzar un proceso de acumulación con mayor ventaja en la competencia global.

· Especulación: se define como cualquier compra (o venta) de un bien con la intención de reventa (o recompra) en una fecha ulterior con la sola motivación de una modificación en el precio que le genere un beneficio monetario. Especular implica adquirir un bien No para consumirlo ni para agregarle valor alguno.

Lo que no nos dicen: Es que -como expresa Marx- no hay diferencia entre un comerciante y un especulador. Es exactamente lo mismo, todo aquél que compra algo con la esperanza de revenderlo luego a un precio más alto, es un especulador. El comerciante no agrega valor al producto, sólo lo adquiere con la finalidad de venderlo más costoso, es decir, especular. Por tanto todas las cadenas de distribución final o minoristas, viven exclusivamente de la especulación. Así, lejos de mejorar el producto, sólo lo adquieren con el fin de encarecerlo en aras de ganancia. Los bancos hacen lo propio, especulan con el dinero creado por la clase obrera, se lo alquilan a ella misma, o a quienes explotan a obreros. Los bancos utilizan todos sus ahorros y el capital sobrante (plusvalía que el capitalista no puede rentablemente reingresar al proceso productivo) para directamente usarlo en compras y ventas de acciones, bonos y préstamos que permitan obtener ganancias especulativas que devienen del ejercicio de arriesgar, en el juego azaroso de la especulación (casino) financiera, capitales ajenos. Por ello, al quebrar, los grandes banqueros huyen con fortunas a paraísos fiscales donde escondieron dinero de millones de personas. Claro, los ahorros de los trabajadores se desvanecen en la fuga y el trabajo de toda su vida, pensión o ahorros para la vejez, o la pequeña inversión en un local, desaparece por arte estafa. Un documental gaucho, La dignidad de los nadie, ilustra este hecho. Nota aparte es la noción del director de la Escuela de Economía de la UCV, José Guerra, quien argumenta que los bancos producen riqueza: esa tontería es repetida por todas las escuelas de economía del planeta.

· Desabastecimiento: Desproveer a una persona física o jurídica, o a toda una comunidad o país, de los productos que necesita, o impedir que les lleguen. Actos que suceden por vía artificial (negación a producir o distribuir) o por vía productiva (escasez de insumos, dificultades de importación, etc.)

Lo que no nos dicen: El desabastecimiento generalmente es artificial. La burguesía se organiza para impedir a toda costa que la población acceda a bienes de primera necesidad como alimentos. Así, se realiza una medida de presión contra gobiernos de índole progresista. De esa forma, utilizan sus recursos para forzar cambios políticos o eliminar leyes que benefician a la colectividad.

El caso político arquetípico es el Chile de Salvador Allende, cuya presteza democrática y respeto por gran parte de la propiedad privada, le valió una oleada de sabotajes tremendos que desmoralizaron a la población, crearon caos y facilitaron la ascensión del fascismo (...).

· Privatizaciones: Vender al sector privado de la economía un activo mueble o inmueble propiedad del sector público. Se aplica especialmente a empresas públicas. Sinónimo de desnacionalizar.

Lo que no nos dicen: Las ventas del erario público están generalmente exentas de toda regulación, por lo cual, cada venta trae consigo una serie de actos de corrupción que estriban en ventas muy por debajo del valor de los activos del Estado, con la excusa de que no son rentables. Con esa consigna, la burguesía se apropia de activos de altísimo valor, a precios de remate. Esos montos se establecen por negociaciones fraudulentas y sobornos descarnados a las autoridades públicas (...).

· Tratados para evitar la Doble Tributación: Acuerdos entre países para evitar que las empresas cuya casa matriz se ubica en un país exportador de capitales, tenga que pagar dos veces impuestos sobre la renta. Es decir, evitar que Mac Donalds pague una serie de impuestos en Venezuela que deba volver a cancelar en EEUU.

Lo que no nos dicen: Los tratados para evitar la doble tributación son un desarrollo de las empresas imperialistas de grandes capitales que tratan solamente de pagar impuestos (reducidos) en sus países de origen, a pesar que la plusvalía que extraen es arrebatada a trabajadores locales.

Así, la Ford (o la MCC, digo yo) explota duramente a los obreros de los países de capitalismo más débil, es decir, los de menor escala de acumulación, y la plusvalía o trabajo excedente que les quita en forma de ganancias es enteramente repatriado a Detroit (Bilbao o Arrasate, digo yo) para pagar impuestos allá (aquí, los que paga, por supuesto ...) y no por ejemplo, en Venezuela.

Con los acuerdos especiales de alto gobierno que firman en sus países de origen, las transnacionales pueden cancelar impuestos bajísimos y acrecentar sus ganancias (...).

· Lavado de Dinero: Traducción bastante literal del money laundering inglés. Es más correcta la expresión blanqueo de capitales. Se trata, en cualquier caso, de la práctica ilegal de convertir mediante algún subterfugio el dinero procedente de actividades ilegales en dinero legal.

Lo que no nos dicen: Es una actividad común y frecuente de los Bancos y demás instituciones financieras. Como en el arquetípico caso de la película Cara Cortada, los narcotraficantes, paramilitares, políticos corruptos y un largo etc. blanquean el dinero que proviene de toda clase de crímenes. Allí, la delincuencia de traje ubica cantidades exorbitantes de fondos, como por ejemplo la venta de armas en conflictos bélicos (prohibido por la ONU) en acciones, títulos, certificados o bonos de empresas de maletín. Los bancos y demás instituciones saben perfectamente de dónde viene cada centavo y se encargan de higienizarlos con una red de mecanismos ligados a paraísos fiscales y una serie de espacios aptos para esa actividad. La creación de bingos, casinos, casas de apuestas, prostíbulos que tanto denuncia Luís Britto, es una forma un tanto más chapucera de lavar los recursos que los paramilitares, corruptos y demás lumpen, obtienen de actividades delincuenciales.

*Manuel Sutherland [4]

- Fuente: Indymedia Euskal Herria

(18 de noviembre de 2010)


[1V.I. Lenin, Qué Hacer, Por dónde empezar? (1902), Edición Digital, extraída de www.marxists.org

[2Los datos de la crisis sistémica son extraídos de Stefan Engel en su último trabajo, Economía Política Burguesa ante los escombros, Edición Verlag Neuer Weg, (2009) Pág. 6 y 38.

[3Véase la continuación del análisis en ’La gran depresión de 1929, el caos’ (2009) dentro de La Crisis Sistémica del Capital y la absurda teoría de la conspiración (Zeitgeist y variantes).

[4Entrevista de Telesur al economista marxista

Manuel Sutherland analiza consecuencias de recesión: ’’Nuestro deber es romper con la idea de que el capitalismo malo o neoliberal fracasó. Nuestra labor es luchar para entender que el capitalismo no tiene ningún tipo de rescate.

Caracas, 20 nov. Tribuna Popular TP/Telesur.- El economista venezolano Manuel Sutherland definió este martes el significado de lo que ocurre cuando la economía de un país se enfrenta a una recesión como la que está afectando actualmente a varias economías del mundo.

En entrevista exclusiva para TeleSUR, Sutherland aseguró que ’’Nuestro deber es romper con la idea de que el capitalismo malo o neoliberal fracasó. Nuestra labor es luchar para entender que el capitalismo no tiene ningún tipo de rescate”.

"Lo que debemos construir es socialismo, donde los trabajadores puedan dirigir las economías de cada país y acercarse hacia una integración política que tenga por objeto la construcción de un modelo distinto al capitalista’’.

En la entrevista, Sutherland aseguró que el hecho de que las grandes economías del mundo hayan entrado en recesión, marca la oficialización de la crisis, por lo cual los países latinoamericanos, para salvarse, deben apelar a la unidad en torno a un proyecto claro.

"Una recesión es cuando hay dos trimestres consecutivos de falta de crecimiento, es decir, la cantidad de bienes y servicios que se producen en una economía en un período determinado en tres meses es inferior a la cantidad de estos producidos en los tres meses anteriores".

"Existe mayor cantidad de personas y de oportunidades de producir pero se produce menos, eso conlleva a la escasez de productos en algunos sentidos y a la posibilidad de que los trabajadores tengan menos posibilidad de fabricar, traduciéndose en menos empleo y menos inversión".

Resaltó que una señal de la actual crisis, la confirman la recesión a la que han entrado las grandes economías del mundo.

"Es fundamental saber que el hecho de que las grandes economías como EE.UU., Japón, Alemania estén en recesión, es la oficialización de la crisis".

El economista considera que la crisis del sistema capitalista está haciendo estragos, actualmente existen grandes trasnacionales que se han declarado en quiebra.

"Ya hay trasnacionales y millones de empresas pequeñas que están quebrando, así como millones de trabajadores desocupados y se prevé que para el año que viene se profundice esta tendencia de falta de producción, desempleo, miseria, hambre, reducción de salarios y que grandes economías anuncien que no van a poder crecer".

Si las importaciones de EE.UU. decrecen, habrá menos oportunidad (para) que nuestros bienes exportables puedan colocarse en los mercados internacionales, así lo aseguró Sutherland.

Agregó también que esto "generará que esos precios disminuyan así como nuestros ingresos y no podamos afrontar ciertos pagos a la deuda o los gastos corrientes del Estado en un período determinado".

El especialista reconoció que para el año que viene, el panorama se vislumbra bastante negativo para los países suramericanos.

"Lo que nos muestran en televisión es sólo la punta del iceberg, el problema es mucho más grave pero no lo quieren comunicar para no crear pánico en los mercados internacionales".

Anunció que están haciendo "un salvataje porque las empresas están quebrando e intentando rescatar la tasa de ganancia de la burguesía mundial, sin embargo no lo van a lograr".

Sutherland establece que la cantidad de préstamos que están dando para salvar las economías es un acto irresponsable, porque están financiando sin perspectiva alguna de que esos préstamos se puedan pagar.

"Probablemente haya una devaluación del dólar, una pérdida de valor en las reservas internacionales y el mundo entre en una recesión mucho más grave de lo que parece".

La primera alternativa que tiene América Latina es la unidad en torno a un proyecto claro que no pretenda construir un capitalismo de nuevo tiempo o humano o cualquier equivalente a un sistema genocida como el capitalista.

"La idea es avanzar hacia un socialismo científico, hacia el control de los medios de producción, hacia la dirección de la economía y hacia la planificación" con el fin de "evitar el derroche y la fuga de capitales y aprovechar al máximo los recursos para las necesidades sociales, para los trabajadores y no para las trasnacionales, burguesías locales o burocracia".

Afirma que las soluciones no son individuales, pues lo primero que se debe hacer es tratar de comprender la crisis y captar la verdadera gravedad de la misma.

"Hay que tratar de compartir todas las aristas negativas de este flagelo terrible que está afectando al mundo y hay que organizarse popularmente, tratando de radicalizar todos los procesos de cambio que se están realizando en América Latina".

"Nuestro deber es romper con la idea de que el capitalismo malo o neoliberal fracasó". "Nuestra labor es luchar para entender que el capitalismo no tiene ningún tipo de rescate". "Lo que debemos construir es socialismo, donde los trabajadores puedan dirigir las economías de cada país y acercarse hacia una integración política que tenga por objeto la construcción de un modelo distinto al capitalista".

Fuente: Tribuna Popular-Partido Comunista de Venezuela / Telesur