Portada del sitio > Global > Bajo el toque de queda, se incrementa la represión contra los manifestantes (...)

TeleSur, 22 de setiembre de 2009

Bajo el toque de queda, se incrementa la represión contra los manifestantes en torno a la embajada brasileña en Honduras [22/09/09]

Declaración de alerta de La Vía Campesina sobre Honduras, 21 de setiembre de 2009

Martes 22 de septiembre de 2009, por Redacción

En medio de la desinformación y confusión más absolutas, dirigentes sociales hondureños denuncian dos muertos, sin confirmar todavía, un número indeterminado de heridos y varios detenidos, producto en el día de hoy de las actividades represivas desplegadas por los golpistas al amparo del toque de queda contra los cientos de personas que lo han ignorado y para mostrar su apoyo y protección a Zelaya durante la noche y el día se manifiestan en las proximidades de la legación diplomática brasileña, en cuyo interior se confirma que han cortado el suministro eléctrico a la vez que permanece rodeada por un fortísimo despliegue de militares, policías y encapuchados en su torno; gran número de celulares [móviles] no funcionan debido a la interceptación de las ondas por las fuerzas represivas. Dirigentes y miembros del Frente Nacional contra el golpe de estado ven como muy probable que, como ya sucedió tras el golpe, el régimen prolongue de manera indefinida el toque de queda. Se denuncia asimismo que fuertes retenes policiales detienen e impiden el paso a personas y vehículos, a dirigentes sociales, en las carreteras de acceso a Tegucigalpa ---definida como ciudad sitiada--- a la vez que permanecen cerrados todos los aeropuertos del país. Distintas fuenes contraponen la actitud de los golpistas con la de Zelaya, que sigue llamando al diálogo y la concertación. La presidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Luz Patricia Mejía, ha vuelto a denunciar que el gobierno de facto de Honduras viola derechos humanos e internacionales y ha recordado que desde el pasado 28 de junio, la CIDH ya determinó que en Honduras había "un régimen que reprimía, violaba derechos humanos, realizaba detenciones masivas y cierres para tener control de los medios y mantener a la población desinformada". Mejía ha condenado de forma categórica las violaciones de estas garantías en Honduras por parte del gobierno de facto de ese país, e hizo un llamado al régimen a evaluar sus actuaciones y las consecuencias que éstas acarreen. En contacto telefónico con teleSUR señaló que el Gobierno de facto está violando el Derecho Internacional y las relaciones diplomáticas entre las naciones, recordó que las sedes diplomáticas son " impenetrables", en relación al despliegue militar que rodea la embajada de Brasil en Tegucigalpa donde se encuentra el presidente legítimo de Honduras, Manuel Zelaya: Al haber cortado la luz a la embajada "colocan al Estado de Brasil frente al Estado de facto en una situación compleja", indicó Asimismo, definió la arremetida del régimen de facto contra el pueblo hondureño, tras el retorno de Zelaya, como un "recrudecimiento de la violación a los derechos humanos, a través del uso indiscriminado de la fuerza". Por último, hizo un llamado a la "calma y a la sindéresis" y reiteró a los funcionarios del gobierno de facto que sus actuaciones generan responsabilidades individuales.

Militares y policías rodean la embajada de Brasil en Tegucigalpa, cuyo suministro eléctrico han cortado los golpistas y a donde lanzan bombas lacrimógenas para forzar la salida de Zelaya (Foto: TeleSur)

Telesur sigue en vivo y en directo la situación en Honduras

- Para oír situación actual

Al menos 300 detenidos se reportan en Honduras

El dirigente del Frente Nacional contra el Golpe de Estado en Honduras, Rafael Alegría, informó que al menos 300 personas que se encontraban manifestando en contra del Gobierno de facto de Roberto Micheletti, fueron detenidas por parte de cuerpos policiales y militares durante las acciones represivas de este martes. Alegría aseguró que este martes y miércoles el pueblo hondureño seguirá en las calles, para manifestar su resistencia contra el toque de queda y pedir la restitución inmediata y constitucional del presidente legítimo, Manuel Zelaya.

En una entrevista para teleSUR, Alegría anunció que hay muchos presos en un estadio de fútbol en la ciudad de Tegucigalpa y comparó el hecho con lo que se practicaba en la dictadura chilena de Augusto Pinochet.

Los manifestantes fueron víctimas de las acciones policiales represivas llevadas a cabo por la policía este martes en la madrugada, mientras esperaban a ver al presidente constitucional Manuel Zelaya, quien llegó este lunes sorpresivamente al país y se resguardó en la embajada brasileña en Tegucigalpa.

Alegría manifestó que el pueblo hondureño lleva 88 días resistiendo al golpe y que "mientras más reprimen al pueblo más salen a la calle".

Aseguró que este martes y miércoles el pueblo hondureño seguirá en las calles, para manifestar su resistencia contra el toque de queda y pedir la restitución inmediata de Manuel Zelaya.

"Hoy como lo expresaba se están dando movimiento, manifestaciones, caravanas, esperamos que la gente llegue bajo cualquier circunstancias (...) el pueblo continuará vivaz, fuerte, hasta que vuelva el presidente Zelaya, eso crea más ánimo y fervor de nuestro pueblo", manifestó el dirigente de la Resistencia.

Por otra parte, Alegría informó que en la embajada brasileña no hay servicio de luz, agua y que ya no cuentan con abastecimiento de alimentos.

Asimismo, dijo que no cuentan con una estadística de cuántos heridos van hasta el momento, pues dijo que ese registro lo está llevando la Comisión de los Derechos Humanos.

"Pero si hay muchos golpeados y heridos por parte de la policía desde tempranas horas de la mañana, ..., la policía está capturando a todas aquellas personas que le sean sospechosas (a la resistencia)", señaló Alegría.

Por su parte la corresponsal de teleSUR, Regina Osorio, informó que en hospitales se maneja la cifra de 18 heridos y 200 detenidos, de acuerdo con los reportes de hospitales y organizaciones sociales.

Policías hondureños retienen a resistentes al golpe

- vea el especial: Golpe de Estado en Honduras

- Fuente TeleSur


Sindicatos reportan 24 heridos por represión militar en Honduras

El presidente del sindicato de trabajadores Agrarios, Luis Santos Madrid, dijo a teleSUR que alrededor de 24 personas han resultado heridas por parte de los cuerpos policiales y militares del Gobierno de facto de Roberto Micheletti, tras la represión de la que fueron víctimas cientos de manifestantes que acompañaban al mandatario legítimo, Manuel Zelaya, que se encuentra en la embajada de Brasil en Tegucigalpa. Denunció los atropellos que se están cometiendo por parte de militares y policías del gobierno de facto, y aseguró ver que un grupo de oficiales pasó por encima del cuerpo de uno de los heridos con una patrulla.

Santos Madrid dijo tener información que más de 20 de sus compañeros que fueron heridos producto de las acciones militares, y fueron trasladados al hospital público de la capital. Igualmente, denunció que un grupo de policías tuvieron "la osadía de pasar sobre el cuerpo (de uno de los manifestantes) con la patrulla policial".

Asimismo, Santos aseguró que el pueblo sigue manifestando en las calles, para continuar resistiendo a nivel nacional contra el gobierno de facto: "Creemos que el pueblo se está manifestando en las calles y cuando son más reprimidos se mantienen con más firmeza", expresó el presidente del sindicato.

Santos Madrid dijo que continúan a nivel nacional las manifestaciones en apoyo al presidente legítimo, Manuel Zelaya para que se "respete la constitucionalidad del país", que ha desconocido la orden de Micheletti.

Pueblo hondureño sigue en las calles hasta que Zelaya sea restituído en la presidencia (Foto: TeleSur)

- Fuente TeleSur


Lula pide a Micheletti que acepte una salida ’’negociada y democrática’’ del poder

El presidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva, pidió este martes al gobierno de facto de Honduras, liderado por Roberto Micheletti, que acepte una solución "negociada y democrática" que permita el regreso de Manuel Zelaya al poder, y espera que "los golpistas no entren a la embajada brasileña".

El primer mandatario brasilero advirtió, desde Nueva York, al gobierno de facto que respetaran los acuerdos internacionales y no ingresen a la sede de la embajada de su país en Tegucigalpa. Afirmó que la comunidad internacional no puede continuar tolerando un gobierno golpista en América latina.

"Lo normal que debería suceder es que los golpistas deberían dar un lugar a quien tiene derecho de estar en ese lugar, que es el presidente democráticamente electo por el pueblo", expresó Lula en rueda de prensa desde Nueva York.

Lula advirtió al gobierno de facto que respeten la inmunidad de la embajada. "Nosotros esperamos que los golpistas no entren a la embajada brasileña", enfatizó.

El presidente brasileño se encuentra en la Asamblea general de la Naciones Unidas y dijo que habló por teléfono con Zelaya, refugiado desde este lunes en la embajada de Brasil en Tegucigalpa.

El mandatario brasileño aclaró que su país no tiene pretenciones de ser mediador del conflicto, pues ese rol le corresponde a la Organización de Estados Americanos (OEA), representada por el secretario general, José Miguel Insulza y recordó que su canciller Celso Amorim está en permanente contacto.

"Celso Amorim ya habló con Insulza para ver si la OEA va para allá para tratar de ayudar (...) el negociador es el jefe de la OEA, él se tiene que sentar en la mesa de negociaciones y negociar", anunció Lula.

Según el presidente del gigante suramericano la comunidad internacional ya no puede tolerar la persistencia de un gobierno golpista en América Latina: "No estamos más en los problemas de la década de los 60 y no podemos aceptar que por divergencias políticas alguien se halle en el derecho de deponer un presidente democráticamente electo", explicó. Si el dirigente "gusta o no gusta, eso se cambia en la elección (...) por eso apoyamos al presidente Zelaya y nos gustaría que los golpistas se dispusiesen a encontrar una salida negociada y democrática", anunció.

Lula pide, desde Nueva York, la restitución pacífica de José Manuel Zelaya al poder (foto: TeleSur)

- Fuente TeleSur


Policías reprimen a manifestantes frente a la embajada de Brasil en Tegucigalpa

La corresponsal de teleSUR en Honduras, Adriana Sívori, comentó que las Fuerzas Militares se ubicaron en las cercanías de la sede diplomática para cumplir con la orden de despejar la zona. La policía hondureña inició este martes en la mañana las acciones represivas contra las cientos de personas que se mantienen alrededor de la embajada brasileña en Tegucigalpa, donde se encuentra el presidente legítimo de Honduras, Manuel Zelaya, que regresó el lunes de manera sorpresiva a su país.

Las acciones empezaron a las 05h30 locales (10h30 GMT), según informó el mismo Zelaya que se mantiene dentro de la embajada.

La represión se hace durante un toque de queda decretado por el Gobierno de facto, liderado por Roberto Micheletti, que comenzó a las 16.00 hora local (22.00 GMT) del lunes hasta las 18.00 local (00.00 GMT) de este martes.

La acción policial se une también al cierre de los cuatro aeropuertos internacionales que tiene Honduras, tras el regreso de Zelaya, con el fin de que el secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, no entre a la nación.

De hecho el jefe del organismo aplazó el viaje que tenía previsto al país centroamericano por esta decisión del gobierno de facto.

Manuel Zelaya regresó a Tegucigalpa este lunes luego de 86 días tras el golpe de Estado que recibió en junio.

Permanece en la embajada de Brasil mientras se crean las condiciones para lograr el diálogo con los representantes ilegítimos y lograr la retoma del poder.

Ciudadanos hondureños protegiéndose de la represión en las inmediaciones de la sede diplomática brasileña (Foto: TeleSur)

- Fuente: TeleSur


Declaración de alerta de La Vía Campesina: ¡La resistencia no cesa y el presidente Zelaya llega a Honduras!. ¡A pesar de la represión, se acerca el fin del del régimen golpista! (21-09-2009)

"Al cumplirse los 86 días de lucha y resistencia del pueblo heroico de Honduras en contra del golpe militar, este día comenzó la caída del régimen golpista con la llegada del depuesto presidente Manuel Zelaya a Tegucigalpa. Una enorme movilización de masas, de todos los rincones del país, empezó a llegar a la ciudad capital para recibir al presidente Zelaya, para exigir su restitución y para poner fin al régimen golpista que encabeza Roberto Micheletti.

Desde temprana hora, una vez que en la mañana se esparció la noticia del regreso del presidente, miles de hondureños llegaron primero a la sede de las Naciones Unidas y luego marcharon hacia la Embajada de Brasil para recibir a Zelaya. Ahí, el presidente Zelaya se entrevistó con una comisión del Frente Nacional de Resistencia Contra el Golpe de Estado. Inmediatamente los golpistas movilizaron a miles de soldados y oficiales de la Policía Nacional para atemorizar e intentar detener a la incontenible oleada de hondureños que gritaban "¡Sí se pudo!", "¡Sí se pudo!". Las agresiones y las intimidaciones de las fuerzas militares del régimen, durante todo el día, no lograron atemorizar ni desanimar esta demostración, pacífica pero militante y dispuesta a resistir. Entonces, el régimen decretó el estado de sitio a partir de las 4 de la tarde y Micheletti lanzó una amenaza pública de mayor represión en contra del pueblo.

Pero a este pueblo heroico ya nadie lo detiene.

A pesar de la maquinaria de la represión del régimen golpista de Micheletti, con muertos, heridos, encarcelados y desaparecidos, el pueblo, agrupado en el Frente Nacional de Resistencia en Contra del Golpe de Estado, las marchas, los bloqueos, los actos culturales de protesta y las concentraciones de masas no cedieron y por el contrario, se generalizaron a través de todo el país la oposición al golpe. Desde un principio, la resistencia fijó muy claramente sus objetivos:

1. La restauración de la presidencia legítima de Zelaya.

2. La celebración de una Asamblea Constituyente

3. Reformar la Constitución para construir una verdadera democracia popular y soberana.

Ahora se inicia la construcción de la democracia popular que movilizó a millares de obreros, campesinos, mujeres, indígenas, afrodecendientes, maestros, estudiantes, derechohumanistas y pueblo en general, desde el domingo 28 de junio cuando los militares derrocaron al presidente Zelaya, lo deportaron a Costa Rica y luego instalaron un presidente usurpador.

Pero además entra la étapa más difícil de la lucha ya que el régimen golpista, acorralado por la lucha popular, puede recurrir a la represión sangrienta para intentar asirse del poder. Los próximos días, serán los días más difíciles para la lucha de resistencia.

Por lo anterior, La Vía Campesina hace un llamado urgente a sus organizaciones miembros, a los movimientos sociales aliados y a todos los pueblos del mundo a estar en alerta roja y a desplegar la solidaridad internacional más amplia posible para detener cualquier intento de represión trágica en contra del pueblo hondureño y sus dirigentes, y para asegurar la inminente caída del golpe. Hacemos un llamado a conformar misiones internacionales para acompañar al pueblo hondureño en los próximos días, a demandar que sus gobiernos actuen ahora para dar fin al régimen golpista y a recabar fondos para apoyar económicamente la lucha.

¡Globalicemos la lucha, globalicemos la esperanza!".

- Fuente: La Via Campesina. International peasant movement. Movimiento campesino internacional. Mouvement paysan international.

secretaria operativa/operative secretariat:

Jln. Mampang Prapatan XIV no 5 Jakarta Selatan, Jakarta 12790 Indonesia

Tel/fax: +62-21-7991890/+62-21-7993426 Email: viacampesina@viacampesina.org

Fuertes contingentes armados en torno a la embajada de Brasil (Foto: TeleSur)


TeleSur, 21 de setiembre de 2009

Barahona aseguró que Micheletti no se mantendrá por más de 24 horas

El dirigente social aseguró que miles de personas ya se encuentran a las afueras de la embajada de Brasil reclamando el regreso de Zelaya. Afirmó además que sólo un baño de sangre podrá detener la fuerza del pueblo pacífico en la calle, que sólo quiere la restitución de la democracia en el país.

El coordinador general del Frente Nacional contra el golpe de Estado de Honduras, Juan Barahona, aseguró este lunes que existen pocas oportunidades de que el Gobierno de facto de Roberto Micheletti pueda mantenerse en el poder por 24 horas, luego de la llegada de Manuel Zelaya a Tegucigalpa.

"Es muy difícil que el régimen golpista pueda mantenerse por más de 24 horas en el poder y las Fuerzas Armadas tendrían que hacer un baño de sangre para parar esto", aseguró el dirigente en una entrevista concedida a la televisora Venezolana de Televisión.

Barahona informó que miles de personas se están congregando en las afueras de la embajada de Brasil en Tegucigalpa esperando a ver y saludar al presidente constitucional.

"Es una reacción popular, hoy en la tarde será Tegucigalpa una capital inundada de gente, por que ya han confirmado de diversos departamentos aledaños el arribo de más seguidores de Zelaya" (...) "ahorita esta zona alrededor es un mar de gente, y se desplazan más caravanas de buses desde otras ciudades del país", afirmó.

Consideró que la llegada del presidente legítimo de Honduras ha causado una reacción popular "que no la detiene nadie" (...) "tendría que haber una masacre, es muy difícil que el ejercito quiera entrar acá", refiriéndose a la concentración a las afueras de la embajada brasilera. Además afirmó que "el objetivo es llevar a Zelaya a la casa de Gobierno".

Juan Barahona, coordinador del Frente Nacional contra el golpe de Estado

- Fuente: TeleSur.

(22 de setiembre de 2009)